Compartir

El delegado territorial de la Xunta en Pontevedra, José Manuel Cores Tourís, -en la imagen- comprobó esta mañana las obras ejecutadas por el ayuntamiento de Arbo a través del Plan Marco 2018 y del Plan de Infraestructuras Rurales 2018 en dos caminos de la localidad. En la visita, el delegado territorial, que estuvo acompañado del alcalde de la villa, Horacio Gil, destacó los 76.775 euros destinados para la ampliación del Rial do Pazo ás Laxas, ejecutado a través del Plan Marco, así como para la mejora del vial en Eidos de Arriba, en la parroquia de Sela, que contó con una ayuda del Plan de Infraestructuras Rurales 2018.

En el caso de la ampliación del Rial del Pazo ás Laxas, las obras supusieron la ejecución de 220 metros de aglomerado e instalación de cunetas de seguridad, así como la creación de 80 metros cuadrados de nuevos muros. «En total, a través do Plan de Mellora de Camiños Municipais, que é o Plan Marco, executáronse en 2018 un total de 7,8 quilómetros de reforma de estradas rurais nos concellos da comarca do Condado-A Paradanta», añadió Cores Tourís. El trabajo en Rial do Pazo están completamente finalizados, mientras que la mejora del vial en Eidos de Arriba aún está en ejecución.

El delegado territorial recordó que, a través de estos planes de mejora de caminos municipales, la Consellería do Medio Rural pretende facilitar la ampliación, la mejora o el mantenimiento de los caminos municipales, incluyendo actuaciones que supongan un incremento de la largura de la vía, el refuerzo del firme y terraplenes o la limpieza de las márgenes.

Publicidad