Compartir

El delegado territorial de la Xunta en Pontevedra, José Manuel Cores Tourís, comprobó esta mañana, acompañado de responsables de Unión Fenosa Distribución y del ayuntamiento de Pontevedra, el inicio de las obras de soterramiento de la línea de alta tensión de Monteporreiro.

De hecho, en la visita, el delegado territorial estuvo acompañado por el director de Unión Fenosa Distribución en Galicia, Julio Gonzalo, así como por el delegado de la compañía de la provincia, Juan José Coiradas, los concejales pontevedreses Demetrio Gómez y Alberte Oubiña, así como el jefe territorial de Economía, Empleo e Industria, Ignacio Rial.

José Manuel Cores Tourís matizó que aunque hoy sea el día en el que comiencen las máquinas a trabajar, la compañía lleva ya desarrollando labores de preparación de estas obras desde finales del pasado mes de marzo. «Este proyecto permitirá desmontar, antes de finales de año, diez torres de alta tensión y 1.525 metros de línea aérea que, actualmente, cruzan la zona urbana de Monteporreiro», añadió el delegado territorial, quien agradeció a la empresa su «implicación, ya que ampliaron y mejoraron el proyecto inicial, lo que permitirá dar cumplimiento al compromiso con los vecinos de este barrio y retirar las torres de alta tensión».

De este modo, Unión Fenosa Distribución, filial de distribución eléctrica de Gas Natural Fenosa, invertirá en este proyecto 1,5 millones de euros para enterrar esta LAT de doble circuito 66kV Tibo Mourente, que va desde la subestación de Mourente al río Lérez.

Las obras permitirán realizar la canalización subterránea de aproximadamente 2.000 metros, de los cuales 634 ya fueron ejecutados por el ayuntamiento de Pontevedra en virtud de un convenio de colaboración entre la Consellería de Economía, Emprego e Industria, Unión Fenosa Distribución y el Gobierno local.

Los trabajos, que forman parte del plan de inversiones de la compañía eléctrica 2018-2020 en la provincia de Pontevedra, cuentan con un plazo de ejecución de unos nueve meses, de manera que, según informó Julio Gonzalo, la próxima semana se abrirá la nueva zanja para completar la canalización existente que podría estar lista a finales de septiembre, pasándose el servicio aéreo al subterráneo cuando finalice el año. En el mes de enero se retirarán las torres existentes.

Unión Fenosa Distribución de la servicio a más de 1,5 millones de puntos de suministro en 286 ayuntamientos de las cuatro provincias gallegas a través de una red de más de 58.500 kilómetros de líneas de alta, promedio y baja tensión. La distribuidora eléctrica invirtió cerca de 390 millones de euros en Galicia desde 2015 a 2018 para reforzar su red y mejorar la calidad del suministro.