Compartir

El jefe territorial de Educación en Pontevedra, César Pérez Ares, mantuvo esta mañana una reunión con el equipo directivo del CEIP Rosalía de Castro de Vilagarcía de Arousa en la que también estuvieron presentes los responsables de la Anpa del colegio.

En esta reunión, marcada por el diálogo, Educación trasladó a los representantes de los padres y madres de los alumnos del colegio de Carril que se priorizará este año la puesta en marcha de las mejoras de los aseos del centro, «para lo cual demandaremos la colaboración del ayuntamiento de Vilagarcía de Arousa, ya que consideramos que no debe haber discriminación hacia este centro», explicó Ares, «ya que en el caso de otros colegios de la localidad sí hubo buena sintonía y se pudieron llevar a cabo importantes mejoras».

En este sentido, recordó el jefe territorial la situación de los colegios de Rubiáns, O Piñeiriño y el Arealonga. «La colaboración entre instituciones es la base para que se puedan poner en marcha las obras necesarias en los diferentes colegios, como estamos haciendo en casi todos los ayuntamientos de Pontevedra», añadió el responsable de la Jefatura Territorial, quien destacó que, además, «la administración autonómica se hará cargo, como no podría ser de otro modo, del cambio de las tuberías del colegio de manera progresiva».

Desde Educación se garantiza la inversión en los centros educativos de Vilagarcía donde, en los últimos años, se destinaron 3,1 millones de euros tanto en Primaria como en Secundaria. De hecho, recordó Pérez Ares que este mismo año está previsto invertir 50.000 euros para mejorar el clima de habitabilidad en el interior de los CEIP A Escardia y A Loma.

Exposición A Escardia

El jefe territorial de Educación visitó el colegio de Carril aprovechando su compromiso con la clausura de la exposición sobre la vida de Rosalía de Castro en el CEIP A Escardia, donde celebraron de este modo el 181 nacimiento de la escritora gallega.

César Pérez Ares destacó la originalidad de la exposición etnográfica, titulada ‘A Vida no Tempo de Rosalía de Castro’, en la que colaboraron las familias del centro aportando utensilios propios de la época de la autora de Follas Novas.

«Es de agradecer que la comunidad educativa haya traído de casa objetos como ‘filloeiras’ de hasta 100 años de antigüedad, placas de hierro, cestería, etc… a lo que el colegio unió fotos de la época y libros de la propia escritora», finalizó el jefe territorial de Educación.