Compartir

El alcalde de Vigo avanzó este miércoles que la Gerencia de Urbanismo ya aprobó la modificación de la Ordenanza Urbanística Reguladora de la Publicidad Exterior y que ahora será la Xunta de Gobierno Local la que de su visto bueno antes ser expuesta públicamente para el plazo de alegatos.

Los cambios llegan para adaptar la normativa a las demandas actuales de instalación de pantallas LED de publicidad en las fachadas de los edificios. Según explicó Abel Caballero, quedan excluidas las zonas del Casco Viejo de Vigo y de Bouzas, mientras que en edificios catalogados requerirá siempre un informe expreso favorable de órgano competente.

«Es una apuesta por la modernidad de la ciudad y en algunas zonas como la Puerta del Sol tendrán que estar condicionadas a aquellas decisiones que tome el Ayuntamiento en épocas de fiestas o por otro acontecimiento, por ejemplo, cuando encendamos el árbol de Nadal no van a estar las pantallas disponibles», señaló el alcalde.

La ordenanza también fija horarios de limitación, que será entre las 21:00 y las 09:00 horas, además de que los propietarios están obligados a instalar un mando de apagado externo y accesible para los servicios municipales. Las licencias para dichas publicidades exteriores deberán ser renovadas cada cinco años.