El Concello de Soutomaior financia la compra de casi 2 millones de semillas de almeja para la cofradía de Arcade  

Compartir

La inversión municipal para apoyar al marisqueo local alcanzó los 30.000 euros

 

El alcalde de Soutomaior, Agustín Reguera, acudió esta mañana a la sede de la Cofradía de Pescadores de Arcade para recibir en persona la primera remesa de semilla de almeja financiada por el gobierno local para apoyar al sector del marisqueo tras las pérdidas derivadas de la mala climatología del pasado invierno. La inversión municipal asciende hasta los 30.000 euros, con lo que la Cofradía ha podido adquirir casi 1.500kg de semilla, unos 1,9 millones de unidades.

 

La medida pretende ayudar al sector marisquero tras unos meses en los que las tasas de mortalidad de los moluscos se dispararon por la gran cantidad de lluvias y su impacto en la salinidad del agua, llegando a alcanzar cotas del 90%. Con esta ayuda, se espera que la Cofradía pueda hacer frente a la nueva campaña de sembrado de almeja en los bancos marisqueros de Arcade y pueda recobrar la normalidad tras unos años problemáticos debido a la inestabilidad meteorológica.

 

Así, según indicó el alcalde, esta no es la primera vez que el gobierno local ayuda a la cofradía en este sentido, la última vez en 2019 con una aportación de 15.000 euros. “En Arcade y Soutomaior viven del marisqueo, directa e indirectamente, más de 200 familias. Es un sector fundamental para nuestra economía y tendrán nuestra ayuda siempre que la necesiten”, indicó Reguera.

 

La primera parte del pedido, algo más de 700kg y 900.000 unidades de semilla, se recibió esta mañana y será utilizada por las mariscadoras de a pie para sembrar las zonas intermareales de Estralo y Alvedosas. La segunda mitad de la compra se destinará a la siembra del marisqueo a flote y está previsto recibirla este mismo viernes. Todas las unidades de semilla provienen de la zona de Rianxo y tienen un calibre medio de entre 15 y 18 milímetros.

 

La adquisición de la semilla de almeja se financió exclusivamente con fondos propios del Concello de Soutomaior a través del remanente de tesorería acumulado y se llevó a cabo a través de la firma del preceptivo convenio de colaboración con la Cofradía.