Compartir

La Liga Guerreras Iberdrola regresaba esta noche con la disputa del ‘Partido Estrella’ de la Jornada 21, un duelo que enfrentaba a un Mecalia Atlético Guardés que llegaba al encuentro a sabiendas de la dificultad de la cancha castellonense, ante un Balonmano Castellón que no le perdió la pista a su rival buscando el triunfo urgente que le ayudara a escapar del farolillo rojo. El Mecalia Atlético Guardés conseguía sumar dos importantes puntos tras visitar el Pabellón Municipal Ciudad de Castellón y vencer con dificultad al Balonmano Castellón por 20:26, 9:10 al descanso. De este modo, las de José Ignacio Prades se adjudican una tercera plaza en la clasificación y se colocan a 6 puntos de las líderes, a la espera del resultado de mañana de un Elche Mustang que le sigue bien de cerca.

Las de Montse Puche inauguraban el marcador con el primer gol de una Noelia López que adquiriría un gran protagonismo durante el resto del encuentro -con 5 tantos en su haber- ante un conjunto visitante que comenzaba con indecisión, protagonizando tres pérdidas en apenas cuatro minutos. La presión de las locales provocaría espacios en su rival, pero las gallegas no se intimidarían y aprovecharían la oportunidad para ponerse por delante llegado el minuto 12, a través de la jugadora navarra, Naiara Egozkue que anotaba el 3:4. Tras ello, la reacción del conjunto de Montse Puche tomaría relevancia aunque continuarían las imprecisiones por parte de ambos equipos.

Por su parte, Estela Doiro alcanzaría notabilidad encargándose de indicar la jugada de ataque a las suyas y, a pesar del contraataque de una Noelia Sales intencionada en acercar en el marcador al equipo local, llegaría el minuto 22 sacando a relucir los tres tantos arriba para las de José Ignacio Prades. Pero este resultado no sería suficiente y las pérdidas acumuladas por el conjunto visitante, junto con los problemas en defensa y en ataque, serían la delicia de las castellonenses, quienes aprovecharían la situación para ponerse a uno en el electrónico y marcharse a vestuarios dejando todo muy abierto (9:10).

Tras la reanudación del encuentro, las de A Guarda saldrían mucho más centradas, corrigiendo sus problemas defensivos anteriores, mientras que las de Castellón aprovecharían la superioridad numérica para reducir distancias en el marcador tras las tres exclusiones que acumulaba un conjunto gallego capaz de marcar en inferioridad (12:15).

El choque se mantenía más vivo que nunca y tras un contundente gol por el ángulo largo por parte de Ainhoa García en el minuto 40, las locales se replegarían su juego llegado el ecuador de la segunda parte, donde de nuevo, la puesta en escena de la lateral del conjunto castellonense sería determinante para su equipo, provocando la exclusión de Marta Méndez y anotándose 6 goles en su haber al finalizar el encuentro.

Tras el último tiempo muerto que solicitaría José Ignacio Prades, su equipo no conseguiría obtener una renta considerable que le permitiera jugar relativamente con tranquilidad (18:20). Pero el partido no estaba aún resuelto y los cuatro goles consecutivos a favor de las gallegas les otorgarían la victoria llevándose el partido por un 20:26 final.

Publicidad