Compartir

La portavoz popular Elena Muñoz, visitó ayer las obras de la calle Venezuela, donde el 6 de febrero urgió el cambio de las tuberías de fibrocemento que una avería había dejado al descubierto

Muñoz recordó que tras la denuncia del PP aquel día, el alcalde señaló que ya había un proyecto aprobado; sin embargo, no fue hasta el 8 de febrero cuando se lo encomendó a Aqualia en una junta extraordinaria, aprobándolo finalmente el 10 de mayo

«Es evidente que si no se hubiera producido nuestra denuncia y la de los vecinos de la calle Venezuela, seguirían con unas tuberías obsoletas», señaló, y apuesta por seguir trabajando en todas las calles que necesitan la sustitución de «tuberías obsoletas»

La popular lamentó que durante 11 años se hayan «priorizado las reformas estéticas y no las necesarias, que tienen que ver con la calidad del agua que beben los vigueses»