Galicia no recibirá ninguna de las vacunas de Pfizer prometidas por el Gobierno Central

Compartir

La Xunta de Galicia se ve obligada a reprogramar la vacunación de la semana que viene, tras comunicarle el Gobierno central que solo recibirá la mitad de las dosis de Moderna comprometidas y ninguno de los viales de Pzifer que había anunciado el presidente del Gobierno. El conselleiro de Sanidade, Julio García Comesaña, no entiende porque se penalice a Galicia, una de las comunidades autónomas que más rápido está vacunando.

Según la información remitida por el Ministerio de Sanidad a la Xunta de Galicia, las dosis de Moderna se reducen a la mitad y argumentan que se compensan con 8.700 dosis de Pzifer, lo que obliga, una vez más, a reprogramar el operativo para garantizar la segunda administración de la vacuna de Moderna a muchos ciudadanos gallegos. A esto hay que añadirle la confirmación de que Galicia no recibirá ninguna de los viales anunciados por el presidente del Gobierno la semana pasada.

Este anuncio se produce unas horas después de que el conselleiro de Sanidade hubiese remitido una carta a la ministra de Sanidad, Carolina Darias, exigiendo información puntual y clara sobre el reparto de vacunas, para poder programar y seguir inmunizando a nuestra población.

Asimismo, el conselleiro refería en la misiva que “sería, también, un buen momento para incorporar esa información a un informe completo, que no tuvimos desde el inicio del proceso, sobre los criterios que se fueron aplicando en los sucesivos repartos hasta hoy”.

Criterios de reparto

Para el conselleiro, “en el reparto de estas nuevas dosis debe seguir contemplándose el criterio de población diana que se nos dijo que se fijó desde un comienzo, teniendo en cuenta, también, otros factores como el número de casos positivos que tuvo cada comunidad autónoma, y que, por tanto, requieren una dosis menos para recibir la pauta completa”.

Considera, asimismo, el máximo responsable gallego, que en el ajuste debe considerarse, igualmente, los positivos que se han dado en cada comunidad, pues, en el caso de los menores de 65 años, so precisan de una dosis y no de dos, tal y como figura en la propia estrategia de vacunación.

La Xunta de Galicia confía en que el Gobierno rectifique esta decisión unilateral y no comunicada hasta ayer mismo, una semana después del anuncio del presidente Pedro Sánchez.