Compartir

La conselleira de Infraestructuras e Vivenda, Ethel Vázquez, acompañada del delegado territorial de la Xunta en Pontevedra, José Manuel Cores Tourís, acaba de firmar hoy con la alcaldesa de Marín, María Ramallo, un convenio de colaboración para la humanización de la calle Concepción Arenal.

Este acuerdo permitirá ejecutar al ayuntamiento a reorganización del trecho de 500 metros de la carretera PO-546, entre la glorieta de las Anclas y la calle Real de Cantodarea, con una inversión superior a los 1,6 millones de euros.

Tras la firma del convenio en la casa consistorial, Vázquez Mourelle señaló que este acuerdo permite sentar las bases para que el ayuntamiento pueda acometer actuaciones en una de las principales arterias del núcleo urbano de la villa, tras la puesta en marcha de la Variante de Marín.

Esto va a hacer posible, añadió, la racionalización de las titularidades de la red viaria y atender la solicitud del ayuntamiento para materializar la transferencia de titularidad de este trecho de la carretera.

Según explicó Vázquez Mourelle, con este convenio el Ayuntamiento de Marín será el encargado de redactar los proyectos y de contratar y ejecutar las obras de humanización. La obra se ejecutará en dos fases, mediante dos proyectos que acondicionarán respectivamente los tramos entre la rotonda de las Anclas y la calle José Trasende el primero, y entre la calle José Trasende y la calle Cantodarea el segundo.

La conselleira señaló que la intervención incluirá la ampliación de las aceras para facilitar el tránsito de los peones e incrementar la seguridad. La actuación incluye además la reordenación de la zona de aparcamiento y de la zona de carga y descarga, para que el tráfico de vehículos sea también más fluido; así como la renovación de los servicios existentes y la dotación de nuevo mobiliario urbano.

Desde la Consellería de Infraestructuras se financiarán estas actuaciones con una aportación de 1,3 millones de euros, el 80% de la inversión total, correspondiendo al ayuntamiento costear el 20% restante.

Vázquez Mourelle indicó que esta humanización de Concepción Arenal dará continuidad a la reurbanización ya realizada en los últimos años por el Ayuntamiento de Marín en otros trechos de la calle, que también contaron con aportaciones de la Xunta.

Además destacó que la suma de esfuerzos y colaboración entre Xunta y Ayuntamiento tiene como objetivo que los vecinos de Marín vean reforzada la seguridad viaria, la fluidez en el tráfico y, en consecuencia, hacerles la vida más cómoda, más, segura y más humana.

Plan de sendas

Por otro lado, Ethel Vázquez destacó más actuaciones que está impulsando la consellería en este municipio, como es el Plan de Sendas de Galicia, que para la comarca de O Morrazo prevé la construcción de 8 sendas para peones y ciclistas, siendo Marín un municipio en el que se ejecutarán parte de estos itinerarios: 4 sendas a las que la consellería destinará alrededor de 1,8 millones de euros.

La conselleira se refirió así a la nueva senda de Vilaseca-Lapamán, que se construirá por la margen derecha de la PO-551 hasta el límite municipal de Bueu, y que hoy mismo se acaba de aprobar el expediente de información pública y el proyecto de construcción. En el mes de abril se prevé aprobar el decreto de utilidad pública y a continuación se procederá a la licitación de las obras.

En esta misma carretera, Ethel Vázquez avanzó que se ejecutará otra senda, entre Bagüín y Seixo, que dará continuidad a las aceras existentes y permitirá que vecinos y turistas dispongan de uno itinerario a pie que recorrerá Marín al completo por la costa. En estos momentos, el proyecto está en redacción y se prevé poder someterlo la información pública en el 2º semestre del año.

A estos itinerarios se sumarán otros dos previstos en la PO-313, en la zona de Pardavila. Un tramo de Coirados-Pardavila, en el que se están estudiando los alegatos y cuyo objetivo es licitar las obras este año. Y un segundo tramo en proyecto entre Pardavila-Cadro, que está pendiente de someterse la información pública este verano.

Estas actuaciones de mejora de la movilidad y de refuerzo de la seguridad viaria, que incluye la humanización de la calle Concepción Arenal y las citadas sendas, supondrá una inversión de la consellería de más de 3 millones de euros.

Tramo de concentración de accidentes

Además, la conselleira se refirió la otras intervenciones que se verán complementadas con proyectos como los que se van a desarrollarse en la PO-551, ya en el término municipal de Bueu, para eliminar el trecho de concentración de accidentes, con una inversión de 1 millón de euros. Esta actuación, añadió, recoge además la construcción de un pequeño trecho de senda que dará acceso a la playa de Lapamán, dando continuidad a la senda ya proyectada en Marín.

Vázquez Mourelle informó que este nuevo proyecto se está redactando y se espera someter la información pública antes del verano. Una nueva actuación, recordó, que potenciará el efecto de mejora de la seguridad viaria de la carretera autonómica PO-551, también a su paso por Marín.

Todas estas actuaciones muestran la apuesta y el trabajo del departamento que dirige Ethel Vázquez por incrementar la seguridad viaria y favorecer los desplazamientos de los vecinos y de los turistas que, sobre todo en épocas como esta, se acercan hasta Marín para disfrutar de sus atractivos, concluyó.