Compartir

El ayuntamiento de Vigo viene de recoger la sexta escoba de Platino consecutiva, galardón que reconoce la «extraordinaria» limpieza de la ciudad, en palabras de Abel Caballero, y en particular distingue el sistema de depósito y recogida de residuos en el casco viejo, donde el Ayuntamiento coloca y retira cada día los contenedores en el horario establecido.

La escoba de Platino es el máximo galardón que se concede, un premio bianual que Vigo recibió en las últimas seis ediciones: desde 2008 hasta este 2018. Abel Caballero subrayó que, desde su llegada a la Alcaldía, la ciudad recibe consecutivamente este premio.

En rueda de prensa, el regidor vigués avanzó algunas de las mejoras que el Ayuntamiento va a incorporar en materia de limpieza, en base al nuevo contrato municipal. Entre estas, Caballero destacó el incremento de las dotaciones en el rural, donde actuarán ocho brigadas por las cuatro que lo hacen actualmente, y la renovación de toda la maquinaria por otra sin emisiones de gases de efecto invernadero.

La este respeto, detalló Caballero, el gobierno de Vigo sustituirá los vehículos movidos por combustibles fósiles por otros eléctricos o de gas: los ligeros pasarán a ser eléctricos y los vehículos pesados, a gas.