La Xunta publica en el DOG la aprobación del expediente de información pública del proyecto de mejora de la seguridad viaria y accesibilidad en la PO-330

Compartir

La Consellería de Infraestructuras y Movilidad publica hoy en el Diario Oficial de Galicia la aprobación del expediente de información pública del proyecto de mejora de la seguridad viaria y mejora de la accesibilidad en la PO-330 en Valadares y Pereiró en el que la Xunta de Galicia ha previsto invertir 1,7 millones de euros.
Así lo informaron hoy la delegada territorial de la Xunta en Vigo, Marta Fernández-Tapias, y el director de la Agencia Gallega de Infraestructuras (AXI), Francisco Menéndez, tras mantener una reunión con la asociación de vecinos de Valadares y los comerciantes de Pereiró para explicarles el estado de la tramitación.

Un conjunto de actuaciones integrales que abarcan casi 7 km de esta carretera autonómica en la búsqueda del refuerzo de la seguridad viaria y la mejora de la accesibilidad en Pereiró y Valadares. Tal y como comentaron, también se actuará sobre los aparcamientos, habilitando un total de 36 plazas (2 de ellas adaptadas), lo que supone 10 más de las que hay en la actualidad. El objetivo, insistieron, es licitar las obras en este año para su ejecución en 2022. Los trabajos contarán con un período para su ejecución de 10 meses.

La Xunta publica en el DOG la aprobación del expediente de información pública del proyecto de mejora de la seguridad viaria y accesibilidad en la PO-330

La delegada territorial en Vigo, Marta Fernández-Tapias, y el director de la Agencia Gallega de Infraestructuras, Francisco Menéndez, se reunieron con la asociación de vecinos de Valadares y los comerciantes de Pereiró para informarles de la tramitación

El Gobierno gallego invierte 1,7 millones de euros en esta actuación que abarca casi 7 km de esta carretera autonómica, reforzando la seguridad viaria y mejorando la accesibilidad, además de actuar en los aparcamientos, habilitando 36 plazas

Vigo, 23 de agosto de 2021
  • facebook
  • twitter

La Consellería de Infraestructuras y Movilidad publica hoy en el Diario Oficial de Galicia la aprobación del expediente de información pública del proyecto de mejora de la seguridad viaria y mejora de la accesibilidad en la PO-330 en Valadares y Pereiró en el que la Xunta de Galicia ha previsto invertir 1,7 millones de euros.
Así lo informaron hoy la delegada territorial de la Xunta en Vigo, Marta Fernández-Tapias, y el director de la Agencia Gallega de Infraestructuras (AXI), Francisco Menéndez, tras mantener una reunión con la asociación de vecinos de Valadares y los comerciantes de Pereiró para explicarles el estado de la tramitación.
Un conjunto de actuaciones integrales que abarcan casi 7 km de esta carretera autonómica en la búsqueda del refuerzo de la seguridad viaria y la mejora de la accesibilidad en Pereiró y Valadares. Tal y como comentaron, también se actuará sobre los aparcamientos, habilitando un total de 36 plazas (2 de ellas adaptadas), lo que supone 10 más de las que hay en la actualidad. El objetivo, insistieron, es licitar las obras en este año para su ejecución en 2022. Los trabajos contarán con un período para su ejecución de 10 meses.

Las actuaciones

Según detallaron, con esta intervención se mejorará la seguridad y la accesibilidad en un trecho de concentración de accidentes, de algo más de 1 km, reordenando las intersecciones y definiendo un nuevo carril central de espera para resolver de forma segura el acceso al colegio Andersen, además de reforzar la señalización de los pasos de cebra.

Se habilitarán así dos nuevas glorietas en Valadares. La primera de ellas, de 28 metros de diámetro para mejorar el acceso al pabellón y a la piscina municipal, diseñando desde la glorieta un nuevo viario de acceso rodado a la escuela infantil Monte do Alba, atendiendo a la solicitud de los vecinos.

La segunda, del mismo diámetro, se localizará en el alto da Garrida, para mejorar la seguridad en un cruce de elevado tráfico de vehículos pesados, al dar servicio a los dos polígonos industriales de Valadares y de A Pasaxe; también a una cantera; al mirador del Monte do Alba; y próximo a la autopista autonómica AG-57.

Se urbanizarán también los primeros 450 metros de la carretera, en el entorno de Pereiró, entre la glorieta que está frente al cementerio y que sirve de enlace con el vial de la Universidad. Se cuidará especialmente la disposición de plazas de aparcamiento en esa zona. Ahí se reordenará también la intersección con la calle Canteiros, mediante islotes físicos y señalización horizontal; y en los accesos a los garajes se dispondrá firme de adoquín.

El proyecto incluye la mejora de varias intersección, en la zona de Carneiras, Carregal y O Portal, bien con señalización horizontal o con nuevos elementos físicos como islotes.

En el entorno del Colegio Barreiro se reforzará la seguridad acercando el paso de cebra a la entrada del centro y adoptando las medidas de calmado de tráfico necesarias.

Al mismo tiempo, se mejorará el acceso al CEIP Igrexa Valadares, acondicionando el camino natural, actuando sobre los radios de giro de entrada y salida que emplean los buses escolares para incorporarse a la carretera PO-330. Una intervención con la que se da respuesta a una demanda de los propios vecinos.

También se repararán las aceras que estén en mal estado, además de otras mejoras de señalización e iluminación en los pasos de cebra.

Esta actuación da continuidad a la mejora de las carreteras autonómicas en Vigo, habiendo actuado la Xunta en la humanización de las avenidas de Castrelos y da Florida; y en la habilitación de sendas y en la mejora de la seguridad viaria en la carretera vieja de Baiona, la PO-552; y tendrá continuidad en *eis, con la mejora de la Avenida de Galicia.