Compartir

Una bolsa de agua, causada por la subida de la marea, obligó a cerrar esta tarde la circulación en la carretera que une Pontevedra y Marín.

Según indicó el 112 Galicia, el tráfico quedó cortado entre los puntos kilométricos 0 de la PO-12 y 3,200 de la PO-11, en ambos sentidos de la circulación. El tráfico fue finalmente desviado a la PO-546 y a la VG-4.4.

El 112 Galicia tuvo constancia de lo sucedido a las 15:40 horas, a través de la alerta de varios particulares. En ese momento, desde el CIAE se informó de los hechos a la Guardia Civil de Tráfico, a los bomberos de Pontevedra y a Protección Civil de esta localidad

En este momento, los servicios de emergencias continúan trabajando en el lugar para restablecer la circulación en la carretera.