Una ONG formada por policías europeos realizan el Camino de Santiago y hacen parada en Pamplona

Compartir

El Ayuntamiento de Pamplona ha ofrecido hoy por la tarde 21  una recepción en la Casa Consistorial a la ONG Moto for Peace, que, con motivo de la celebración de su vigésimo aniversario está realizando el Camino de Santiago a través de la antigua Ruta Franciscana, que une el Vaticano con Santiago de Compostela. Sus integrantes son miembros de cuerpos de policía europeos procedentes de diferentes países como Italia, España, Bélgica, Países Bajos, Portugal, Polonia, Noriega o Turquía, entre otros.

La teniente de Alcaldía, Ana Elizalde, les ha felicitado por esta iniciativa que les ha acercado a Pamplona, una de las ocho ciudades en las que harán parada para dar a conocer su trayectoria de ayuda y solidaridad.

Ha intervenido también el vicepresidente de Moto for Peace, Celestino Suárez. En el acto ha estado presente el presidente de la ONG, Bernardo Lepore, y el jefe de Policía Municipal de Pamplona, Javier Goya. La ONG ha entregado al Ayuntamiento una placa conmemorativa de Moto for Peace y desde el Consistorio se les ha regalado una réplica de la fachada de la Casa Consistorial y el casco de gala de Policía Municipal de Pamplona.

Por otra parte, la Policía Nacional de Valcarlos, primer pubelo español en los Pirineos de la frontera entre Francia y España, recibió al Team Motor for Peace en sus dependencias y les hicieron entrega del pasaporte del Peregrino, una iniciativa de Txetxu, un policía vigués que vive en Navarra desde hace muchos años y quiere dar a conocer el verdadero Camino de Santiago.

Moto for Peace, como ONG de ayuda solidaria, tiene la vocación de apoyar el compromiso de las personas católicas en el mundo, visitando y apoyando las comunidades en las que operan para poner cara a todos aquellos religiosos que inculcan la solidaridad y la amistad y que contribuyen al bienestar de quienes más lo necesitan, ha informado el Ayuntamiento.

Esta peregrinación en moto culmina 20 años de misiones solidarias por todo el mundo. Partieron hace una semana desde la plaza de San Pedro del Vaticano y llegarán a la plaza del Obradoiro en Santiago de Compostela este domingo 25 de julio, coincidiendo con la festividad de Santiago Apóstol, y en Año Xacobeo.

Su compromiso como ONG está dirigido a las personas más desfavorecidas y, en especial, a los niños y niñas. Con sus iniciativas, tratan de contribuir al desarrollo de proyectos destinados a favorecer la escolarización y la educación de esos menores y a garantizar más eficiencia en los servicios de salud. Sus intervenciones las llevan a cabo en zonas remotas y aldeas rurales, donde el compromiso de los misioneros católicos se enfrenta a la realidad de la pobreza, la escasez de recursos y la inestabilidad social.

Moto for Peace realiza proyectos y misiones solidarias de distinta índole. A lo largo de estos veinte años, han acercado su ayuda y su labor a países como Perú, Bolivia, Argentina o Chile, con la construcción de sistemas de riego, fondos para el emprendimiento o realización de talleres. Además, han llevado a cabo misiones de recogida de fondos o donaciones de material sanitario y productos en Sudáfrica, Capadocia, Siria, Marruecos, Libia, Sudáfrica, Senegal o Montenegro, entre otros.