El Banco de Alimentos supera los 300.000 kilos de comida en su séptima Gran Recogida

224
0
Compartir

La Fundación Provincial Banco de Alimentos se aproxima a los 300.000 kilos de comida recaudados este fin de semana durante las dos jornadas de la Gran Recogida (GR2019). Los datos son estimativos y habrá que esperar aún unas semanas para conocer la cifra exacta. Para la ONG estos 330.000 kilos de alimentos aproximados recibidos en su fin de semana más solidario del año es una gran marca, pues abastecerá sus estanterías de productos básicos para varios meses llegando hasta la primavera.

Desde la entidad se agradece públicamente la respuesta de la ciudadanía un año más ya que, sin su generosidad y compromiso con las personas más desfavorecidas, no se podría seguir ayudando a 20.000 personas con dificultades en la provincia. En los cerca de 160 supermercados adheridos a la campaña, el ir y venir de donaciones de productos básicos fueron constantes.

En esta segunda jornada de la GR2019, estuvo recogiendo alimentos en Vigo y Pontevedra como una voluntaria más, la madrina de este año, la periodista María Rey, quien animó «a hacer la compra y echar una mano» e hizo referencia al encendido de las luces de la ciudad olívica recordando que hay personas que «lamentablemente viven en una oscuridad permanente».

Desde el Banco de Alimentos hacen un reconocimiento especial tanto a ella -María Rey- por desplazarse desde Madrid como a los 2.000 voluntari@s sin los que no se podría haber llevado a cabo esta Gran Recogida celebrada estos dos días.

La GR2019 se desarrolló este viernes y sábado en superficies comerciales de Vigo y Pontevedra, así como en las comarcas de O Morrazo, Val Miñor, Baixo Miño, O Salnés y O Deza.

Actividad Banco Alimentos

Durante los seis primeros meses de 2019, el Banco de Alimentos repartió cerca de 1,1 millones de kilos. En 2018, entregó alrededor de 1,8 millones de kilos de comida (1.760,629 kilos), a través de los 150 colectivos sociales con los que trabaja, cubriendo el 35% de las necesidades de las 20.000 personas más desfavorecidas a las que ayuda.

La ONG, que este año cumple 25 años de actividad, ese caracteriza por ser apolítica y aconfesional. Dedica sus esfuerzos a hacer cumplir uno de los derechos humanos más fundamentales: el acceso a una alimentación suficiente, segura y saludable de manera gratuita. Desde 2014, la entidad cuenta con delegación propia en Pontevedra.