Compartir

La directora xeral de Maiores e Personas con Discapacidade, Fabiola García, acompañada de la presidenta del PP de Vigo y concejala-portavoz en la Corporación del ayuntamiento de la ciudad olívica, Elena Muñoz, y del delegado de la Xunta en Vigo, Ignacio López-Chaves, entre otros, realizó esta mañana una visita al hogar y clínica San Rafael en Vigo, un centro de atención a personas con discapacidad intelectual y en el que se prestan servicios de rehabilitación.

La Xunta de Galicia concerta un 102 plazas en la residencia de adultos y otras 86 plazas en el centro ocupacional. En el 2018, la Administración autonómica aportación cerca de 1,8 millones de euros para la financiación de las mismas.

La titular del departamento autonómico tuvo la oportunidad de conocer de primera mano los servicios que allí se prestan y que están encaminados a atender de manera integral a las personas con discapacidad intelectual, fomentando su desarrollo personal, social y laboral mediante las modalidades de intervención oportunas y ofreciéndoles servicios específicos en las áreas educativa, ocupacional y residencial.

Durante la visita Fabiola García destacó el buen trabajo que está haciendo esta entidad en pro de la mejora de la calidad de vida de las personas con discapacidad y de sus familias. Asimismo, reiteró el compromiso de la Xunta en el apoyo a las personas con discapacidad, ya que «no se trata de personas diferentes, sino de personas con distintas capacidades que pueden acercar mucho a la sociedad y de las que tenemos mucho que aprender», aseguró. En este sentido, añadió, las administraciones y la sociedad en general debe abordar la discapacidad desde la perspectiva de la igualdad, a no discriminación, la accesibilidad universal y la acción positiva.

Hace falta destacar el progresivo crecimiento del presupuesto en el campo de los mayores y las personas con discapacidad, que este 2018 cuenta con cerca de 413 millones de euros.