Compartir

El presidente del Gobierno gallego, Alberto Núñez Feijóo, ha afirmado hoy que la ampliación de la autopista del Atlántico en Rande y Santiago, la Autovía del Morrazo y la circunvalación de Pontevedra son, todas ellas, infraestructuras que confirman la voluntad incuestionable de que la recuperación económica encuentre en la Galicia atlántica el impulso que precisa para consolidarse y expandirse.

A lo largo de una visita a las obras del tramo Vilaboa-A Ermida de la A-57, en la que ha acompañado al presidente del Gobierno Mariano Rajoy y al ministro de Fomento, Íñigo de la Senra, Feijóo ha recordado que durante la recesión económica el Gobierno central lanzó la apuesta por corregir las históricas deficiencias de la Comunidad en materia de infraestructuras, refiriéndose a modo de ejemplo: a la ampliación de la AP-9 en Vigo y Santiago, con la bonificación del viaje a Pontevedra y la próxima eliminación del peaje a Redondela; a la activación de la autovía entre Lugo y Santiago; al Eje Atlántico ferroviario; a la defensa de la incorporación de los puertos al corredor atlántico de mercancías; o al compromiso de la finalización en 2019 del AVE.

En relación a las obras de la A-57, el responsable del Ejecutivo autonómico ha resaltado que los más de seis kilómetros de autovía que se están construyendo entre Figueirido y Marcón, con una inversión de 75 millones de euros, suponen el inicio de la transformación en realidad de la necesaria circunvalación de la ciudad del Lérez.

«Estamos hablando de una vía de altas prestaciones que proporciona una alternativa segura y cómoda a la N-550; una fórmula para descongestionar el trecho de AP-9 que transcurre por Pontevedra y que la mitad de sus 45.000 usuarios emplean sólo para rodear la ciudad; y que, cuando esté completa, verá reforzado su papel de gran centro de comunicaciones de la provincia, distribuyendo los tráficos hacia Vigo y Portugal, hacia Santiago, hacia el Salnés y hacia el interior de la provincia», ha abundado.

En esta línea ha aseverado que esta circunvalación, junto a otras infraestructuras impulsadas desde la Xunta como la Variante de Alba o la estación intermodal, el edificio de la Justicia y el proyecto del Gran Montecelo hacen que Pontevedra sea hoy la ciudad gallega que tiene ante sí el mayor escenario de transformación y progreso.

Asimismo, ha recordado también que en este mes de mayo se pondrá en servicio el tramo entre Rande y Meira, en Moaña, de la Autovía do Morrazo, la mayor infraestructura viaria que está construyendo actualmente el Ejecutivo gallego, con una inversión de más de 55 millones.

Presupuestos Generales del Estado

Después de valorar el compromiso de que las futuras obras en la autopista del Atlántico, entre ellas la remodelación del nudo de bomberos, se financien por la vía presupuestaria y no con nuevas cargas de peajes.

 

Feijóo ha trasladado el convencimiento de que los Presupuestos Generales del Estado de 2018, además de ser unas cuentas de gran valor para el cerca de medio millón de pensionistas gallegos que se beneficiarán del anunciado incremento de retribuciones, darán un nuevo impulso a la dinamización de la economía y del empleo a través de nuevas inversiones. «Creemos que es el momento de seguir apostando por las obras públicas estratégicas, como herramientas para la expansión económica», ha aseverado.

Si bien en los últimos años la nuestra es una de las dos comunidades con mayor inversión per cápita de España, «y aunque algunos puedan considerar que no es prioritario la inclusión de Galicia en el Plan extraordinario de inversiones estatales», el titular de la Xunta ha expresado la seguridad de que la Autonomía estará incluida en él. Al respecto, hace falta destacar que Mariano Rajoy ha anunciado la inclusión en este plan de la construcción del tramo de la Autovía de las Rías Baixas entre O Porriño y Vigo, con una inversión estimada de 337 millones de euros.